Por la paz mundial

Estados Unidos invertirá 13.300 millones de dólares en un nuevo misil nuclear

El programa de modernización del arsenal de la fuerza aérea proporciona la capacidad de maniobrar eficientemente a velocidad hipersónica


El programa de modernización del arsenal de misiles de la Fuerza Aérea de EE.UU. podría superar los US$ 13.300 millones

  • Intégrate al grupo Revista AERO en Telegram haciendo clic aquí

Se espera que la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF) invierta US$ 13.300 millones en el desarrollo de un nuevo misil balístico intercontinental (ICBM), destinado al transporte de armas nucleares.

El proyecto será ejecutado por Northrop Grumman, que a través del llamado Disuasivo Estratégico Terrestre sustituirá a los 400 misiles Minuteman III, declarados operativos en 1970 y que se encuentran ubicados en silos ubicados en los estados centrales de Montana, Dakota del Norte y Wyoming.

El acuerdo también incluye aproximadamente 200 misiles adicionales para pruebas y otros desarrollos de sistemas de armas. El contrato incluye el diseño, calificación, ensayo y evaluación del sistema de armas y la respectiva certificación nuclear. Se espera que el nuevo sistema de misiles esté listo para su despliegue en 2029.

Según el presupuesto militar de los Estados Unidos, el contrato firmado solo contempla el desarrollo de misiles, pero se espera que el proyecto total cueste casi US$ 22 mil millones, considerando investigaciones relacionadas con el nuevo sistema de defensa, sin incluir el costo adicional de comprar los misiles. Una estimación de costos del Pentágono estima que todo el proyecto costará US$ 85 mil millones.

"Una mayor precisión, alcance extendido y confiabilidad mejorada proporcionarán a Estados Unidos una amplia gama de opciones para lidiar con contingencias imprevistas, brindando la ventaja necesaria para competir y vencer a cualquier oponente", dijo el general Timothy M. Ray, jefe de Air Force Global. Strike Command, en un comunicado.

Al reingresar, solo las ojivas regresan a la Tierra, listas para alcanzar sus respectivos objetivos. Un misil balístico intercontinental puede llevar varias ojivas a la vez

La USAF considera que el programa permitirá, a mediano plazo, agregar una ojiva hipersónica más maniobrable, ampliando la capacidad de los misiles balísticos intercontinentales ultrarrápidos. Actualmente, las armas hipersónicas tienen una capacidad bastante limitada para maniobrar a altas velocidades.

La Fuerza Aérea de EE.UU. espera iniciar en 2023 las modificaciones necesarias para las nuevas armas en la Base de la Fuerza Aérea Warren, Wyoming. El proyecto contempla la construcción de nuevos silos especiales para la nueva familia de misiles balísticos intercontinentales, seguida de la base de Malmstrom en Montana en 2026 y finalmente la instalación de Minot en Dakota del Norte, que se completará en 2029.

Se espera que los primeros misiles se entreguen a mediados de 2029, iniciando la modernización del sofisticado arsenal nuclear de Estados Unidos. Se espera que los nuevos misiles permanezcan en servicio hasta 2075, lo que permitirá a Estados Unidos mantener su capacidad de disuasión nuclear con Rusia y China en el mediano plazo, considerados sus principales rivales.

Sabe más...

El contrato con Northrop Grumman también demuestra un cambio en el proveedor de los sistemas, que durante casi 60 años fue responsabilidad de Boeing, que construyó el sistema Minuteman.

El año pasado, Boeing anunció que dejaría la competencia afirmando que había una clara ventaja de su rival Northrop Grumman en el desarrollo y producción de los nuevos misiles. Una razón fue la compra de Orbital ATK, un fabricante de motores de cohete, por Northrop, en 2017. El fabricante es el único de su tipo con sede en los Estados Unidos, siendo un importante proveedor de motores para el ejército y la NASA.

El acuerdo entre Orbital y Northrop se produjo en paralelo al inicio del programa de los nuevos misiles balísticos intercontinentales, reduciendo las ventajas de Boeing en el proyecto, ya que tendría que desarrollar sus propios motores o utilizar los suministrados por su competidor.

"[La USAF] debe abordar la ventaja injusta que tiene Northrop como resultado de su control de los motores de cohetes sólidos, una parte esencial del sistema de misiles GBSD", escribió Leanne Caret, CEO de Boeing Defense, la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. en julio de 2019.

  • Recibe noticias de AERO directamente en Telegram haciendo clic aquí

SUSCRÍBETE A AERO MAGAZINE AL, CON HASTA 76% DE DESCUENTO

Por Edmundo Ubiratan

Publicado em 15 de Septiembre de 2020 a las 09:00


Noticias Noticias de aviación aeronave Boeing Northrop Grumman ICBM misil nuclear Minuteman LGM-30G